Mosquetones HMS a examen Desnivel Nº341

hms portada

Por norma general, los escaladores sienten devoción incondicional hacia los mosquetones HMS o tipo H. Su aspecto robusto y gran tamaño transmiten confianza y seguridad, pero ¿son tan resistentes como aparentan ser? ¿Son los más adecuados para cualquier maniobra? 

EXISTE una pasión incomprensible en el uso generalizado de los mosquetones HMS, o tipo H, en los deportes de escalada y alpinismo, tanto por parte de la mayoría de los que se inician como de algunos profesionales. Esto es debido en parte a la percepción de seguridad que nos trasmiten, pues si tenemos que pensar en el mejor “mosquetón de seguridad” del mercado, con bastante probabilidad lo primero en pasar por nuestra cabeza será algo grande, robusto y con algún sistema de cierre de seguridad. Y precisamente la mayoría de los mosquetones HMS que inundan el mercado responden a estas características. Pero… ¿son realmente estos mosquetones tan resistentes como aparentan ser? ¿Es realmente este tipo de mosquetón el más adecuado para todas aquellas situaciones que requieren un extra de seguridad? Estas son algunas de las preguntas que nos hicimos desde el Departamento de Docencia e Investigación de la FEDME (Escuela Española de Alta Montaña).

2 foto mosquetones hmsAlgunas de la diferentes  muestras obtenidas durante los ensayos de tracción.

 

foto 8.2.5‘Halbmastwurfsicherung’

LAS siglas HMS no significan High Mountain Security como alguna vez he podido escuhar, responden más bien a  la abreviatura del término  alemán  Halbmastwurfsicherung (halbmastwurf significa “medio ballestrinque”, y sicherung “aseguramiento”), lo que define muy bien la utilidad para la que ha sido concebido este tipo de mosquetones en primera instancia. Recordemos que el “medio ballestrinque de aseguramiento” no es otro que el nudo dinámico.

Del mismo modo, los mosquetones tipo H (HMS) quedan definidos en la normativa especifica que los regula (EN12275:2013) como “mosquetón de cierre automático, generalmente con forma de pera, destinado para ser usado principalmente con nudo dinámico.

Para comprender mejor esta definición de la norma hay que saber que el cierre automático se describe en la EN 12275:2013 como gatillo que se mueve automáticamente a la posición de cierre cuando se libera desde cualquier posición de apertura, no confundir con el dispositivo de seguro automático.

¿Para que está diseñado un HMS?

POR tanto el tamaño y diseño de estos mosquetones no están concebidos, como algunos pueden creer, para trabajar triaxialmente, sobrecargarlos excesivamente como punto central de una reunión o como mosquetón de alta resistencia capaz de marcar correctamente la dirección de la carga.

Si nos paramos a analizar su forma “de pera” observaremos que  continua en el desnivel nº 341… con:

Análisis  y comportamiento de los diferentes diseños  que podemos encontrar en el mercado. Permitiendo nos  tener, una mirada más objetiva y precisa de este tipo de mosquetones.  

Ensayos de resistencia estática.  Ensayamos 12 modelos diferentes de mosquetones. La mayoría de estos ensayos fueron realizados en su eje principal pero cerca de la zona del gatillo, como se puede apreciar en la imagen de la derecha. Obteniendo datos realmente sorprendente si lo comparamos con la resistencia marcada por el fabricante o con algunos de los ensayos realizados en su eje principal pero cerca de la columna vertebral del mosquetón.

Entrevista a Alfonso Egea, Ingeniero mecánico que ha diseñado alguno de los mosquetones que participan en los ensayos, nos da su interesante punto de vista sobre el uso de los modelos HMS y el complejo mundo de las homologaciones y valores de resistencia.

 

Fotografía: Ensayo de tracción de velocidad y extensión constante, en el que se produce la rotura del mosquetón en la zona del cierre, bajo una solicitación de carga de  10,07 kN.  

 cequim20

Experimento del comportamiento de  diferentes diseños y geometrías  de mosquetones, en un triángulo de fuerza clásico. 

PARA un mejor entendimiento del comportamiento de estos mosquetones, seleccionamos tres modelos diferentes del mismo fabricante y montamos una reunión con un triangulo de fuerza clásico con un ángulo de 40º. En el anclaje superior de la izquierda conectamos un mosquetón HMS de 27kN de resistencia, en el de la derecha un HMS de 24 kN y en el punto principal un Kyros de 27 kN con un diseño de D asimétrica. Lo lógico en este tipo de situaciones es que rompiese el mosquetón situado en el punto central de la reunión, ya que es este el que recibe toda la carga de manera directa. Pero la realidad fue que aplicándole una fuerza en torno a los 23,3 kN en el anclaje principal de la reunión, el mosquetón superior de la derecha fue el que rompió las diferentes veces que realizamos el experimento, cuando teóricamente solo estaba recibiendo un 53,2% de la carga, lo que se traduce en unos 12,4 kN aproximadamente.

Este resultado es debido al diseño y geometría de los diferentes mosquetones que intervienen en el experimento. Pues cuanto más asimétrico sea el diseño de un mosquetón con forma de D, mejor marcara la dirección de la carga, sin tener que preocuparnos de la orientación del gatillo.

triangulo de fuerza escalada 2

Este mismo resultado lo hubiéramos obtenido seguramente con cualquier HMS de grandes dimensiones

que marque desfavorablemente la dirección de la carga.

Por el contrario un mosquetón con forma de pera, que presente un diseño simétrico y una geometría horizontal o recta en la zona de contacto con la cuerda, tendrá una tendencia neutra en el guiado de la carga. Cuanto más alegada recaiga la carga de la columna vertebral del mosquetón, menor será la resistencia de este con respecto a la resistencia aportada por el fabricante.

Por tanto debido a su diseño, geometría y tamaño es la propia colocación del mosquetón lo que provoca que sea el elemento más débil de “la cadena de seguridad”. Si lo hubiéramos colocado con el cierre hacia el exterior, hubiéramos necesitado para poder romperlo, aplicarle una carga aproximadamente de 31kN (como pudimos comprobar durante la realización de diferentes ensayos individuales) y no 12,4kN como ocurre en el experimento.

Este experimento, junto con el pequeño estudio que publicamos en la revista Desnivel Nº341, (donde analizamos y ensayamos diferentes modelos de HMS), nos pueden hacer ver que quizás estos mosquetones no sean los más acertados para todas aquellas situaciones que requieran un extra de seguridad. Como diría el propio Alfonso Egea, ingeniero mecánico que ha diseñado alguno de los mosquetones que participan en los ensayos así como en este pequeño estudio: ‘Si buscamos un extra de seguridad debemos emplear cada elemento donde mejor trabaja’

Video del experimento:

Para un mejor entendimiento, las imágenes han sido rotadas 180º.

video realizado por Juanito Chicano

Continua en el Desnivel nº 341…….

Curro Martínez / FEDME

Este trabajo no hubiera sido posible sin la participación y colaboración del departamento de docencia e investigación de la FEDME (EEAM), el Centro de Ensayos Químicos Metalúrgicos (CEQUIM), La tienda especializada en la venta y distribución de materiales de montaña y escalada (BAZAR), Alfonso Egea ingeniero Mecánico y Juanito Chicano.

8 thoughts on “Mosquetones HMS a examen Desnivel Nº341

  1. Entiendo que desaconsejais mosquetones en forma de pera para reuniones. Mejor un mosqueton en D? O es la colocación del propio mosqueton de pera lo que produce su debilidad? Yo lo habria colocado con el gatillo hacia fuera… aunque ahora uso mosquetones mas pequeños, los HMS los deseché porque son demasiafo grandes.

  2. Muy buenas Diana, elegimos desarrollar este experimento, con el objeto de hacer pensar y reflexionar a la gente sobre el comportamiento de tres modelos diferentes de mosquetones, en una situación concreta pero extrapolable a muchas otras circunstancias.

    Cuanto más asimétrico sea el diseño de un mosquetón con forma de D, mejor marcara la dirección de la carga, sin tener que preocuparnos de la orientación del gatillo.

    Por el contrario un mosquetón con forma de pera, que presente un diseño simétrico y una geometría horizontal o recta en la zona de contacto con la cuerda, tendrá una tendencia neutra en el guiado de la carga. Cuanto más alegada recaiga la carga de la columna vertebral del mosquetón, menor será la resistencia de este con respecto a la resistencia aportada por el fabricante.

    Por tanto en este caso, es la propia colocación del mosquetón lo que provoca su debilidad. Si lo hubiéramos colocado con el cierre hacia el exterior, hubiéramos necesitado para poder romperlo, aplicarle una carga aproximadamente de 31kN y no 12,4kN como ocurre en el experimento.

    Cualquier duda ya sabes….

  3. Hola,
    Muy interesante este post, da miedito cómo puede reducirse la resistencia al alejarse del brazo rígido.
    A propósito de este tema, buscando info. adicional encontré un vídeo de pruebas del CAI donde se muestra la misma idea pero de una forma algo diferente (ver min. 11:59 y 12:46).
    https://www.youtube.com/watch?v=vkNhwai5hn0
    Tenía algunas dudas sobre esto de las cargas y después de ver el vuestro y el de ellos ya lo veo más claro.
    Y creo que sería interesante que ampliáseis el post con 2 casos adicionales de disposición de mosquetones.
    [1] disponiendo los 2 HMS al revés (giro 180º en horizontal), de forma que trabaje el brazo rígido y no el del gatillo (tal como comentáis en la respuesta a Diana)
    [2] con la misma disposición que antes pero alejando ligeramente la carga del brazo rígido (tal como se ve en el vídeo del CAI)

    Lo digo porque con el caso expuesto puede no quedar claro cómo se reduce la resistencia con el alejamiento de la carga del brazo rígido (incluso un poco)
    De cualquier forma, gracias por vuestro tiempo preparando y mostrando estas cosas.
    Salu2.

  4. Muy buenas Oscar desconocía el video que comentas.

    Realmente esto es solo un post y una parte de un articulo.

    En el articulo completo tienes más ensayos y datos, pero si escribimos todo en este post creo que el jefe me despide.

    Un fuerte abrazo y muchas gracias por tu opinión.

  5. Hola. Me gustaría consultaros sobre el mosquetón DMM Boa HMS.
    Lo tengo en mi baga de anclaje, concretamente en el sección corta, en la larga tengo el mosquetón Petzl OK. DMM lo clasifica como mosquetón tipo “B” y también tipo “H”. Mi pregunta es, si se trata de un mosquetón de fricción, con lo que estaría mal colocado en la baga de anclaje, o por el contrario es de carga. Los tengo con cuerda dinámica de 9 mm. Gracias

    • Perdona pero no había visto el comentario.

      En el articulo se analiza el Boa entre otros mosquetones y encontraras las respuestas a tu preguntas.

      Yo personalmente elegiría un modelo algo más como el Shadow o el Phantom de la misma casa. Lo que no quiere decir que el Boa no sea un mosquetón excelente.

      Muchas gracias por preguntar.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *